El Yaloví

Paco, Povedilla y Lucas se encuentran al borde de la muerte cuando un virus mutado de viruela se desata en el laboratorio de policías.